(RECORD) Richie Sambora - Aftermath Of A Lowdown (2012)



Hace ya casi dos años que Richie Sambora no forma parte de la maquinaría Bon Jovi. Tras 30 años en la banda, el guitarrista de New Jersey decidió salir corriendo con tan solo unas pocas fechas celebradas de la gira correspondiente al álbum What About Now. La decisión no parece que fuera algo premeditado, ya que directamente no se presentó al concierto que la banda tenía previsto en Calgary, avisando con tan solo unas horas antes del inicio del show. Días más tardes, el guitarrista simplemente argumentó que no podía seguir en la carretera, y que necesitaba estar cerca de su hija. Excusa a priori muy lícita pero todos sabemos que las razones podrían enfocarse hacia otra dirección y más concretamente hacia la figura de Jon. La ansía por reactivar la banda por parte de este tras el agotador tour The Circle, que duró cerca de dos años y medio, provocó acortar la consiguiente gira de promoción del tercer álbum solista de Richie, Aftermath of A Lowdown. Además, el disco de presentación de la banda más bien podría haberse editado bajo la etiqueta de Jon Bon Jovi ya que la participación en la creación de los temas por parte del guitarrista fue prácticamente nula, algo totalmente inusual hasta la fecha.

Aftermath of A Lowdown presenta a un artista con luz propia, con la suficiente potestad de reivindicar su capacidad creativa fuera de un ente tan absorbente como lo es la banda de New Jersey. Liberado de la presión mainstream que ejerce cualquier obra de Bon Jovi, Richie Sambora graba un disco totalmente íntegro, donde se nota que cada canción es un pedazo extraído de su corazón. Como cada una de sus tres obras, el guitarra demuestra que tiene voz, una voz incluso superior a la de su ex jefe, que cada vez estaba más relegada a la obscuridad más absoluta en los últimos discos del grupo. Desde la publicación de These Days en 1995, las armonías vocales entre Jon y Richie han sido inexistentes, a pesar de los buenos resultados en éxitos cómo Wanted Dead or Alive, I'll Be There For You o Lie To Me.

Registrado en Los Ángeles en verano del 2012, bajo la batuta de un viejo conocido del campo Bon Jovi, Luke Ebbin (productor en Crush y Bounce), el álbum muestra una amplia variedad de registros que demuestra la valía del guitarra: desde el rocknroll clásico al soul o rythm blues, pasando por algún sonido más moderno. Todo bajo una capa altamente autobiográfica donde el artista explica sus años más obscuros de su vida, que nacen con la muerte de su padre en 2007 y el posterior espiral de divorcio, adicciones y entradas y salidas de centros de desintoxicación.

Burn The Candle Down abre la lata, un tema muy potente con unas guitarras distorsionadas y un largo solo final. Con un sonido altamente influenciado por el  hard rock 70s de bandas como Deep Purple o Aerosmith, el guitarra ya marca la diferencia con su banda madre desde buen principio.



Every Road Leads Home to You muestra de buenas a primeras un fuerte cambio de estilo. Con una línea de teclado muy marcada durante toda la canción y un estribillo de los que se clavan a la primera, el tema tiene una vocación totalmente comercial, aunque la voz rota de Richie lo convierte en una gran canción. Tema dedicado a su hija Ava, fue el elegido como sencillo de presentación (y único de todo el disco).



Takin a Chance on the Wind es un tema de esperanza, donde habla de aprovechar cada oportunidad que se presenta en la vida. El tema puede parecer una mezcla entre el "country" de los últimos BJ y el blues que tanto le gusta al guitarra pero sin ese olor a comercial que se respira en Lost Highways. El tema tiene mucha fuerza, con una breve introducción de guitarra acústica y slide, es aquí donde Richie realiza el mejor trabajo vocal de todo el disco. De lo mejor que ha grabado en toda su carrera.



Nowadays vuelve a suponer otro cambio de estilo, en este caso coge la vertiente semi punk de los Foo Fighters y la mezcla con un el sonido pop de Bon Jovi, con una melodía que se pega a la primera.

Weathering the Storm es la primera balada del disco. Bien podría haber sido escrita a medias con Jon Bon Jovi ya que suena demasiado a las baladas de los últimos discos del grupo, en especial al Live Before You Die de The Circle.

Sugar Daddy podría ser un tema de The Black Keys. Se nota el gusto de Sambora por los sonidos más contemporáneos y de hecho se declara fan incondicional de la banda. Con una letra menos inspiradas que el resto de álbum,  el tema recuerda en exceso al Howlin For You de la banda anteriormente citada.

I'll Always Walk Besides You es de nuevo un corte lento, en principio acompañado solamente por su acústica y va in crescendo hasta la entrada del resto del grupo. Simple pero efectivo, podría haber funcionado bien como segundo sencillo.

Seven Years Gone es la piedra filosofal del disco, podría ser considerada de lejos el mejor corte de todo el disco. Con una letra 100% autobiográfica donde explica los siete años perdidos en adicciones varias y alejándose del amor de su vida, su hija Ava. Producción limpia con un solo de guitarra de los que echábamos de menos de Mr Sambora,  muy en la línea de Who I am del Undiscovered Soul.



Learning How to Fly With A Broken Wing es de las canciones más heavy que ha escrito nunca Sambora, ya sea en solitario o con BJ. Un tema grabado para aquellos que añoran el sonido más hard rock del grupo, dando protagonismo a su Gibson como nos demostró en anteriores cortes de la banda cómo Everyday, Could Make A Livin out of Lovin you o Hey God.



You Can Only Get So High es otra balada que bien podría haber entrado en Undiscovered Soul, con tintes de blues y soul, muy en la línea de Harlem Rain. Nuevamente la voz de Sambora roza la perfección, esta vez acompañado con un tenue piano.

World cierra la edición standard del disco,  una manera muy pausada de finalizar el disco. Sambora siempre ha sentido mucha admiración hacia el soul y la música negra en general, y este es su homenaje. Ya lo había demostrado en If I Cant Have Your Love en la box set del grupo, 100.000.000 Fans Cant Be Wrong, pero en este caso la clava.


Backseat Driver solo se incluyó en la versión japonesa y bien podría haber entrado en la edición normal. Un tema de rock clásico en la línea Springsteen o Tom Petty,  con un buen estribillo y un solo final donde Sambora da muestra de su buen hacer con las seis cuerdas.



Revisando esta última entrega del guitarrista hasta la fecha y los últimos trabajos de Bon Jovi, me esboza una enorme sonrisa viendo que el guitarra nos va a asegurar buenos momentos (ahora mismo está trabajando en nuevo álbum con su actual pareja, la también guitarrista Orianthi).  Este Aftermath es un buen ejemplo de ello. Para aquellos que se cierren en banda por ser un disco relacionado con Bon Jovi, os recomiendo abrir la mente, cerrar los ojos y olvidarse de todos los males que haya podido hacer en tiempos anteriores.


sambora1





Share on Google Plus

About Toni Martos

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.